Publicado el 15 mar, 2013


La O con un canuto

La O con un canuto

Eso es lo que no saben hacer, por lo visto, los aspirantes a maestro en Espa√Īa. No todos, de acuerdo, generalizar es muy malo. Pero s√≠ una inmensa mayor√≠a. El Pa√≠s publica resultados bastante detallados de las √ļltimas oposiciones a maestro en Madrid. Los resultados no son malos, son… deprimentes, muy deprimentes. Se trata de preguntas que cualquier persona alfabetizada y con un t√≠tulo de educaci√≥n obligatoria deber√≠a poder responder con bastante facilidad, no digamos ya una persona que ha pisado la Universidad. Y sin embargo no es as√≠.

Los resultados en matem√°ticas demuestran que una gran mayor√≠a de aspirantes a la ense√Īanza son sencillamente anum√©ricos. Los errores cometidos equivalen a no saber que se dice “hayan” en vez de “haigan” o a no poder leer en alto una palabra de m√°s de 10 letras de longitud. Por ejemplo, s√≥lo un rid√≠culo 7% de aspirantes fueron capaces de responder cuatro sencill√≠simas preguntas sobre unidades de tiempo y sistema m√©trico decimal. Saber inmediatamente cu√°ntos gramos son 2 kg + 30 g, o que 2,2 horas son 132 minutos deber√≠a ser posible para cualquier persona con un cociente intelectual por encima del borderline que haya recibido un t√≠tulo de educaci√≥n obligatoria. Se pueden entender los errores, los despistes, los fallos causados por enunciados confusos… pero eso no justifica que el 93% de aspirantes (todos ellos habiendo pasado por una Universidad) sean incapaces de responder esas cuatro preguntas tan sencillas. De hecho, de las 10 pruebas matem√°ticas (todas sencill√≠simas, de un nivel 6¬ļ de primaria) s√≥lo una fue completada correctamente por m√°s de la mitad de examinados. [Resultados detallados]

La cultura general tambi√©n es inaceptablemente floja. Independientemente de que el temario de las oposiciones haya sido publicado cinco meses o cinco horas antes del examen, una persona que aspira a ense√Īar deber√≠a saber sin titubeos d√≥nde se encuentran √Āvila y Pamplona. S√≥lo el 38% fue capaz de acertar ambas. Dos tercios de los aspirantes a maestros no tienen ni idea de la geograf√≠a elemental de su propio pa√≠s. La pregunta de los r√≠os (por qu√© provincias pasan Ebro, Duero y Guadalquivir) es m√°s compleja y aqu√≠ puede haber fallos. Pero estamos hablando de ¬°un 98% de fallos! [Resultados detallados]

Ni siquiera dominan su propio idioma. Aunque la mayor√≠a de preguntas sobre el tema fueron acertadas por m√°s de la mitad de los aspirantes, s√≥lo un 31% sab√≠a lo que significan “escr√ļpulo”, “disertaci√≥n”, “extasiar” y “pron√≥stico”. No son las palabras m√°s sencillas del mundo para definir, pero, ¬Ņtanto como para que 7 de cada 10 fallen? Gente que, insisto, ha hecho una carrera universitaria (y adem√°s, “de letras”) [Resultados detallados]

En fin, creo que los n√ļmeros, por s√≠ solos, son suficientemente aterradores como para que cualquier persona con dos dedos de frente se lleve las manos a la cabeza. El problema es muy grave. Pero hay otra cosa m√°s grave a√ļn, la reacci√≥n de quienes creen que hay una “conspiraci√≥n” contra los maestros y que no hay que cambiar nada. En otro perfecto ejemplo de c√≥mo Espa√Īa es un sistema montado de puta madre para los mayores de 40 a√Īos con trabajo fijo, a costa de excluir brutalmente a los j√≥venes de cualquier posibilidad de una futura vida decente, los sindicatos de la ense√Īanza se rasgan las vestiduras ante quienes proponen que los conocimientos pesen mucho m√°s que la experiencia a la hora de adquirir plaza. Si tanta experiencia tienes, te deber√≠a haber dado tiempo a adquirir todos esos conocimientos que supuestamente ense√Īas tan bien, ¬Ņno? (y si no, deber√≠a ser tu problema).

En resumen, da igual que seas un joven maestro ilusionado, capacitado, y con conocimientos de sobra: si hay un garrulo ignorante que lleva muchos a√Īos dando clase, tendr√° las de ganar. Qu√© triste met√°fora de la filosof√≠a espa√Īola: “haber llegado antes”.

Relacionado: Comité en defensa de la estupidez, en politikon.es


<< De dulces derrotas y amargas victorias | El chollo de la inmigración >>

6 comentarios

  • Jaime dice:

    Un 79% que no sabe que la longitud de circunferencia es 2 * pi * r y el √°rea del c√≠rculo es pi * r al cuadrado…

    Y eso con temario, t√≥cate los huevos…

    • Ignacio dice:

      Eso es lo que me ha dejado m√°s anonadado, la gente que se excusa en que “no hab√≠an publicado el temario con antelaci√≥n”. ¬ŅPero de verdad una persona que ha pisado una Universidad necesita un temario para saber d√≥nde est√° √Āvila o cu√°l es el √°rea de un c√≠rculo? no se qu√© es peor, si los p√©simos resultados o la actitud que algunos est√°n adoptando ante ellos. Y una prueba m√°s de que los actuales sindicatos no son “de clase” sino “de generaci√≥n”. Quieren condenar a la generaci√≥n de nacidos a partir del 75-80 y son muy expl√≠citos a la hora de declarar sus intenciones.

  • Luego que es que el sistema educativo finland√©s es la hostia, que es que blablabla y mierdas varias. En fin, paso de comentar m√°s que me enveneno y mucho.

  • Silvia dice:

    No puedo hablar de las oposiciones a maestro, pero en el caso de las oposiciones de secundaria, el temario que hay que estudiarse no tiene apenas nada que ver con lo que luego vas a ense√Īar en las clases. Tienes que memorizar un mill√≥n de datos absurdos e innecesarios. De ese modo, la gente que tiene m√°s experiencia est√° trabajando y no tiene todo el a√Īo para memorizar esa barbaridad de temario, que es inmenso. De modo que al darle m√°s importancia a los conocimientos no estar√°s mejorando la educaci√≥n de los adolescentes, solo estar√°s favoreciendo la entrada de los que le dediquen m√°s tiempo. Si hicieran un sistema de oposiciones decente, esas cosas no pasar√≠an.
    No es justo que si no has trabajado nunca no tengas posibilidades, pero tampoco es justo que si has estado trabajando 5 a√Īos seguidos te suspendan porque no te sabes el nombre de 500 animales/plantas/minerales aleatorios (que ni siquiera te dicen cuales ser√°n, y no estoy hablando del tigre o el pino).

  • Miguel Garcia dice:

    da igual que seas un joven maestro ilusionado, capacitado, y con conocimientos de sobra: si hay un garrulo ignorante que lleva muchos a√Īos dando clase, tendr√° las de ganar.

    Es una interesante reflexión.

    Los malos (malos profes pero, también, malos de muchos otros ámbitos) reciben recompensa cada vez que los buenos no elevan su voz. El sambenito recae sobre toda la profesión porque los sindicatos, legítimos representantes del colectivo, defienden a los malos y así, castigan a los buenos, silentes.

    Es justo: los buenos profesores -si hay de eso en Espa√Īa- han callado mayoritariamente; han votado -tambi√©n mayoritariamente- a los sindicatos que defienden a los golfos e incompetentes. Hoy reciben su premio, en la forma de reconocimiento social de lo que valen; en competencia profesional y en coraje.